Meme de buenas noches, esto se acaba.

Debido a las palabras de Adrii en su blog, Hablando de Series, he decidido unirme para escribir el último artículo de Pipas y Palomitas, que no es sino un salto a otro proyecto de mayor envergadura al que voy con muchísimas ganas. Supongo que supone una despedida algo tosca, pero actualmente no tengo las ganas de ponerme a escribir sobre televisión, sobre todo visto el bueno nivel de analistas españoles que existe. Sin más dilación, el Meme del que os hablaba:

Sólo hay una instrucción de uso: Se trata de comentar la temporada 2010/2011 desde los estrenos de otoño hasta hoy mismo.

La novata que nunca debió existir
The Event, no hay duda. Creo que hay pocas personas que diesen tanta confianza a esta serie como yo, y ahora mismo debería estar muy arrepentido al respecto. Sin embargo tuve el temple necesario y conseguí apartarla sin siquiera preocuparme de qué harían los guionistas para terminarla.

La que ha perdido fuelle
Llevamos pocos capítulos, pero creo que Treme no va por el mismo camino que la temporada pasada. La ausencia de Goodman se nota, yo la noto. Tengo esperanzas en que retome el vuelo y consiga hacerme suspirar de nuevo, sobre todo tras la noticia de una nueva renovación.

All the same, one different.
No soy mucho de procedimentales, pero sin duda la que más me ha gustado es White Collar. No hay ninguna otra serie con mejor química entre sus dos protagonistas, y Matt Bomer es el nuevo Barney (sí, en la realidad también tiene la puerta del armario abierta).

La que sigues con más pasión
Aquí tengo tres. Lo siento en el alma pero es imposible quitar cualquiera de ellas de la lista. Por tanto, The Good Wife, Community y Fringe serían las afortunadas. La primera por ser el mejor drama de la temporada, la segunda por ser la comedia más en forma de la televisión y porque estoy enamorado de cada uno de sus personajes (especialmente de Annie) y la tercera porque... porque es Fringe.

La gran decepción
Glee. En esta pocas dudas hay. Esta temporada pueden haberse currado mucho, muchísimo o exagerado las canciones (en algunas ocasiones originales) o las coreografías, pero las tramas me han resultado pesadísimas e inverosímiles en muchos casos. Les queda una temporada para redimirse. Yo, aunque me pese, estaré ahí para descubrirlo.

La que te ha sorprendido gratamente.
The Good Wife. Creo que pocos esperábamos que esta segunda temporada fuera a darnos tantas sorpresas, y más en 23 capítulos tan apasionantes. Merece aplausos, reverencias y todo tipo de alabanzas, simplemente genial.

La que te llamaba mucho pero no seguiste con ella.
Tal y como dice Adri, me pasó exactamente lo mismo con Boardwalk Empire. Los dos primeros capítulos los recibí con muchísimas ganas y me encantaron. Pero mirad, ahí se han quedado, no he visto ninguno más y tampoco tengo demasiadas ganas de ponerme con ellos.

La cansina
Outsourced. La seguí porque estaba terriblemente enamorado de Asha, pero sus personajes eran muy cansinos y he llegado a maldecir un capítulo cuando se centraba exclusivamente en uno de ellos. El final de temporada ha sido un verdadero coñazo.

La miniserie.
Mildred Pierce. Kate Winslet y Evan Rachel Wood. Dos figuras que realizan dos interpretaciones soberbias, la segunda con más ventajas gracias a su espectacular cuerpazo y su cara bonita. Merece mucho la pena darle una oportunidad pese a que a muchos se os pueda hacer algo pesada, los últimos capítulos merecen toda vuestra atención.

La que no pensabas que te gustaría.
No confiaba en Portlandia. Nada de nada. Sin embargo fue una sorpresa muy agradable y la verdad es que me eché unas risas considerables en los pocos episodios que emitieron (si no me equivoco vuelven para una segunda temporada). Muy indie pero muy recomendable.

PD: Imperdible la escena de los frikis japoneses.

La nueva serie que recomiendas.
Supongo que Raising Hope y The Chicago Code son mis elegidas en este caso. La primera por ser el mejor estreno en cuanto a comedias, y la segunda porque aunque la hayan cancelado merece cada minuto de vuestro tiempo. Frenética, atractiva y con un final cerrado, mucho más no se puede pedir.

Me gustaría formar parte de esta familia
Si el grupo de estudio de Community puede considerarse como una familia, estoy dentro. Cool. Cool, cool, cool.


La que sigue en forma
How I Met Your Mother. En algún lado tenía que ponerla. Sé que muchos no estáis contentos con las andanzas de Mosby y cía desde hace casi tres años, pero yo los quiero demasiado como para abandonarlos y esta temporada nos han dejado más de un par de momentos memorables. Al mismo tiempo la serie ha conseguido encauzar los caminos de los protagonistas hacia otras direcciones mucho más interesantes con tal de afrontar las dos últimas temporadas.

La que dejaste y ahora te arrepientes.
Tengo un par de series que abandoné porque no tenía muy claro su futuro. Claro ejemplo lo vemos en Lights Out, que tras su cancelación decidí abandonarla y no tiene pinta de que vaya a retomarla a corto plazo.

Una nueva con buena pinta
Aquí mantendré las elecciones de Adri añadiendo la serie que protagoniza Zooey Deschanel, New Girl. Y tras ella -> Terranova, The River, Alcatraz, Awake, Smash, Prime Suspect, The Play Boy Club y Person of Interest.

La cancelación que has maldecido.
The Chicago Code, obviamente.

La renovación cansina.
Gossip Girl. Si todos sus protagonistas quieren abandonar la serie, que la abandonen también sus directivos ¡por dios!

Ese cliffhanger malo para tu manicura.
Creo que los cliffhanger que lleva dejando Game of Thrones desde hace unas semanas merecen estar aquí nombrados. ¡Bárbaros!

Un momento para llorar.
The Killing tiene momentos muy dramáticos en sus primeros episodios, sobre todo en el piloto.

Un momento para reir.
El piloto de Raising Hope tuvo momentos desternillantes. Community en general es brutalmente graciosa y Modern Family también ha tenido episodios muy intensos.

#yoconfieso
Que no he visto Mad Men, ni Los Soprano, ni Six Feet Under, ni Weeds, ni The Wire. Pero también confieso que prometo solucionarlo este verano.

Tú sobras
El primo de Jimmy en Raising Hope fue un "Tú sobras" en toda regla. ¡Hasta luego!

La que has abandonado
The Event (ya lo he explicado), Mad Love (parecía un spin-off de HIMYM), The Borgias (severo coñazo) y Camelot (no merece NADA la pena) son algunas de las que he abandonado.

#Túantesmolabas
Peter Florrick. Antes molaba, ahora es muy pringao.

This is reality televisión
No he visto ni un reality este año, pero me gustaría engancharme a The Amazing Race, tiene pintaza.

La nueva serie que no veré ni loco
Charlie's Angels. Ni aunque me paguen.

And aaaaaaIaaaaai güil olgüeis lof youuuuuuuuu
Tras el articulazo que se marcó Antara en su blog, quiero declarar mi amor incondicional a todas esas mujeres que son tremendamente guapas por cómo son, y porque realmente también son 'presiosas'. Enumero: Sarah Linden, Olivia Dunham, Debra Morgan o Teresa Colvin.

Eh eh, que esto no ha acabado.
Lo dicho, este verano tenemos mucho que ver. True Blood, Entourage, Breaking Bad. Tampoco me olvido de las que siguen en marcha: The Killing, Game of Thrones o Treme.

PreviouslyOn - 'Treme', cuando no es música todo lo que reluce

La música como base del éxito. Sin duda esa debió ser la premisa con la que David Simon convenció a los Melissa Leo y compañía para comenzar la producción de su nueva apuesta para la televisión, ‘Treme’. No puedo decir que me considero un fan acérrimo de Simon porque no he visto ni ‘The Wire’ ni ‘Generation Kill’ -más que me pese-, pero eso no me priva de poder afirmar que la música es sólo un telón de fondo excelente para poder contar unas pocas historias que con el devenir de los capítulos se tornan más y más dramáticas. Quiero decir con ello que me atrevería a apostar que ‘Treme’ sin música -cosa que no tiene demasiado sentido-, no habría logrado ni un cuarto de los triunfos que ha cosechado hasta ahora, pese a que sus vitrinas no hayan sido precisamente saciadas de galardones. Y este último apunte es ciertamente decepcionante, porque ‘Treme’ fue uno de los mejores estrenos dramáticos de la temporada pasada y sin embargo fue completamente olvidado en las galas de premios americanas -¿de verdad John Goodman o Melissa Leo se merecían esto?-.



Pero ‘Treme’, y para nuestra satisfacción, está envuelta en un ambiente musical incomparable a través de los barrios de la ciudad del jazz, Nueva Orleans. Con ello, tendremos a lo largo de esta maravillosa primera temporada no menos breves momentos musicales con los que deleitar nuestro paladar acústico más exquisito. Y lo bueno es que ‘Treme’ no sólo se presenta con actores que no son profesionales en esto del jazz, sino que también arriesga con algún tema de factura original, todo ello acompañado en muchas ocasiones de la intervención de, aunque los desconozca, muchos músicos respetados por aquellos lares y que seguro habrán llamado la atención de más de un fan de este género.

Para no alargarme demasiado, me gustaría simplemente realizar una crítica constructiva a ‘Treme’ y, sobre todo, a su creador -que no director, como algunos piensan-. La serie, a lo largo de todos los capítulos, se presenta en un escenario perfecto, con un reparto de lujo y, sobre todo, con una música extraordinaria. Sin embargo, y pese a que el guión no merezca ni mucho menos mis críticas, creo atisbar en no pocas ocasiones algunas parches de escasa dificultad por parte de los directores de algunos de los episodios -en esto de las series los directores varían según el capítulo-. Quiero decir que no sé si el problema atañe a la responsabilidad de los guionistas o a la de los directores. Me creo capaz de afirmar que son estos últimos los que han conseguido que ‘Treme’ no cumpla las expectativas reales que me planteé en un principio.

Cuál es el problema de la dirección, diréis. Me basaré en citar aquellas dos escenas que para mí fueron más decepcionantes en el concepto más dramático de ‘Treme’ y que, por supuesto, tienen que ver con la dirección de las mismas. [Spoiler] 1. El encuentro de Delmond Lambreaux con los indios el día del Mardi Gras, el cual falla totalmente en su intento de impactar o sobrecoger al espectador. Mientras que para Delmond dicha aparición le provoca un vuelco en el corazón, la escena transcurre sin pena ni gloria por nuestras retinas, sin el mayor titubeo de nuestra parte más sensible. 2. La muerte de Creighton, que pese a que muchos puedan calificar de genialidad, a mí no me parece sino un gesto simplón y muy fácil por parte del director. Es decir, la forma de mostrarnos a Goodman fumando un cigarrillo momentos antes de lanzarse por la borda -escena morbosa que se omite sin complicación alguna- no es, en ningún caso, una escena sobrecogedora, y aquí volvemos a lo mismo de antes. [Fin del spoiler].

Para los que no hayan visto ‘Treme’, en el párrafo anterior simplemente hacía una reflexión sobre el trato a algunas de las escenas más importantes de la temporada, o al menos a aquellas que bien podrían haber sido muy importantes de cara al espectador o a la televisión americana actual en general, y que han sido resultas con una simplicidad impropia de una cadena como la HBO. Me atrevería a decir que es la música la que falla estrepitosamente en dichas secuencias pues mientras que en una de las citadas desaparece completamente, en la otra apenas tiene consecuencias en la impresión final, lo que resulta ciertamente decepcionante en una serie que, como he dicho, tiene como telón de fondo el mundo de la música. Aunque también es importante hacer referencia a lo poco que se suele arriesgar en la dirección en el mundo de la televisión, y que es ciertamente lo que diferencia a este del mundo del cine.



No con ello voy a quitarle méritos a la primera temporada de la nueva apuesta de David Simon, de hecho seré el primero en ver cómo siguen desarrollándose estos personajes tan carismáticos, así como sus historias, que no tienen desperdicio. En definitiva, no os la perdáis por nada, pero tampoco lleguéis al final pensando que lo visto es superior a cualquier cosa que hayáis visto en la gran pantalla -pese a que en muchísimas ocasiones así lo sea-.

PreviouslyOn - Meme en nombre de Moltisanti

Hoy voy a hacer un pequeño homenaje a uno de los seriéfilos más respetados a nivel nacional, Moltisanti, y sobre todo a su genial blog Carrusel de Series. Para celebrar su tercer aniversario, Moltisanti decidió hacer un meme y propuso a los lectores realizar cada uno el suyo propio. Por esa razón aquí os dejo la respuesta a varias de las preguntas que planteó.

1. Con o sin orden de preferencia, y centrándonos por ahora en series americanas, ¿cuáles son tus 3 series favoritas "en emisión" y "finalizadas"?:

Finalizadas: 'Lost', 'Band of Brothers' y 'Firefly' (pese a su corta duración).

En emisión: 'The Good Wife', 'Community' y 'Fringe'.



PreviouslyOn - 'The Chicago Code', la serie que estaba esperando


Es así. Mi repaso seriéfilo semanal parecía destinado a la monotonía de la temporada pasada, una cruel vuelta a la rutina. Tanto las comedias como los dramas acaparaban muchos títulos, desde sitcoms como ‘Commuity’ hasta dramas de abogados como ‘The Good Wife’, pasando por musicales como ‘Glee’ a series de ciencia-ficción como ‘Fringe’. Sin embargo, y pese a que hayan dramas policiacos interesantes como ‘Hawaii Five-0’ o ‘White Collar’, actualmente no encontraba una serie policiaca en emisión que aportara tantas cosas como las que aporta ‘The Chicago Code’.


Datos personales

Mi foto
Madrid, Spain
Cinéfagos es un blog sobre cine, un podcast sobre Hollywood y una newsletter que lo une todo en el formato más cómodo posible. Hazte cinéfago.

Twitter

Seguidores